Imagen de archivo de la vacunación de ovejas contra la lengua azul. | TOLO MERCADAL

0

La Conselleria d’Agricultura, Pesca i Alimentació confirmó este viernes un caso positivo de lengua azul en Mallorca, en concreto en una explotación ganadera de Pollença. En la nota informativa se indica que «la Conselleria recogerá muestras de diversas explotaciones agrarias durante este fin de semana. El resultado de esta muestras, que se espera que puedan conocerse el próximo martes, confirmarán la existencia o no de un brote».

Las muestras del animal que ha dado positivo son de un ejemplar de vacuno de carne, procedente de una explotación en el término municipal de Pollença. Las muestras han sido analizadas por el Laboratorio Central de Veterinaria de Algete (Madrid), que depende del Ministerio de Agricultura.

Por su parte, la Conselleria y mientras se confirma la existencia o no de un brote de lengua azul en la Isla, «ha suspendido las guías de transporte de animales en vida» mientras se mantienen los transportes a los mataderos.

Desde la Conselleria d’Agricultura se señala que «la lengua azul es una enfermedad viral no contagiosa que afecta a los rumiantes domésticos y salvajes que se transmite, únicamente, mediante la picadura de mosquitos del género Culicoides infectats. En este sentido se insiste en que «la lengua azul no representa ningún riesgo para los consumidores, tanto de la carne como de la leche.

Frente a la lengua azul hay una vacuna que el Govern utilizará en el caso que sea necesario.